sábado, 1 de agosto de 2015

2020 - Confederación Ibérica (IBE)

Una posibilidad de futuro y sin prejuicios es el planteamiento de un Confederación Ibérica (IBE) de ocho estados ibéricos para la Libertad, la Igualdad y la Fraternidad entre los pueblos de España y Portugal, para los habitantes de la Península Ibérica en su desafío climático del Siglo XXI.


Estados Republicanos
Portugal
Euskadi-Navarra
Catalunya
Oriental-Meditreráneo
(territorio equivalente al actualmente dividido en un excesivo número de comunidades autónomas y organizado en torno a muy insuficientes núcleos de referencia, las 8 ciudades de Huesca, Zaragoza, Teruel, Castellón, Valecia, Alicante, Murcia y Palma de Mallorca)

Estados Monárquicos
Andalucía
Galicia
Occidental-La Plata
(actualmente organizado en torno a muy insuficientes núcleos de referencia, las 6+1 ciudades de Oviedo, León, Zamora, Salamanca, Cáceres, Badajoz + Mérida)
Central-Castilla
(actualmente organizado en torno a moderadamente insuficientes núcleos de referencia, las ciudades de Santander, Palencia, Burgos, Logroño, Valladolid, Ávila, Segovia, Soria, Madrid, Guadalajara, Toledo, Cuenca, Ciudad Real, Albacete).

Archipiélagos Autónomos y 
Ciudades Autónomas
Ceuta
Melilla
Canarias
Azores-Madeira

Punto final para las 50 diputaciones provinciales y los 8.000 municipios insostenibles.

Conformación democrática de  departamentos democráticos peninsulares en torno a unos 100 núcleos de referencia, en la Península y en las Islas Baleares.


Tenemos cuatro años a para el "Pacto Ibérico Constituyente por la Convivencia", para la "RE-constitución" de España y Portugal, unidos dentro de la UE para tener más poder trabajando en común.

El camino de las utopías hay que recorrerlo en común, no cada vecino por su cuenta. Es el camino hacia un modelo asimétrico, como el autonómico pero más serio, justo y equilibrado.

Se trata de establecer las COMPETENCIAS COMPARTIDAS Y FIJAS, en un paquete "ibérico" común, entre los ocho estados de la Confederación Ibérica, como miembro unificado del EURO, que necesita rerganizarse en dos únicos y distintos tipos de territorio, de manera que cada estado pueda elegir, democráticamente, en cualquier momento futuro, su modo de pertenencia a la Cofederación Ibérica, ejerciendo el derecho a decidir de los pueblos.

Bajo este modelo, los ESTADOS REPUBLICANOS renuncian de partida a ceder soberanía a un paquete "fusión plus" de COMPETENCIAS COMPARTIDAS Y FIJAS "EXTRA", y por otro los ESTADOS MONÁRQUICOS, comparten unu paquete FIJO de COMPETENCIAS COMPARTIDAS "EXTRA", incluida la Monarquía Española y la Bandera Española, mientras preservan para al futuro una posible decisión democrática sobre continuar con el paquete monárquico completo o pasarse al paquete republicano de competencias compartidas básicas.

#MasAltoQueNosotrosSoloElCielo

No hay comentarios: